Frente Amplio Democrático (parte I)

Frente Amplio Democrático (parte I)

La política en México esta convulsionada por el partidismo, y la sociedad está reclamando más participación en las decisiones que se toman desde los gabinetes de gobierno, mayormente en el federal.

Los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD), y el de Movimiento Ciudadano (MC) dicen haber encontrado la respuesta en la conformación del Frente Amplio Democrático.

Ricardo Anaya Cortes del albiazul, Alejandra Barrales Magdaleno del amarillo, y Dante Delgado Rannauro del naranja decidieron unir sus fuerzas para sacar – en primera instancia y según ellos mismos lo dicen textualmente – al PRI de Los Pinos, pero en realidad buscan no permitir llegar a Andrés Manuel López Obrador (Morena) al mismo sitio en el 2021.

Este acuerdo tri partidista se extendería del 5 de septiembre de 2017 al 31 de diciembre de 2024, y buscaría, luego de una supuesta victoria en el 2021, la conformación de un gabinete plural integrado por miembros de los tres partidos, la designación del Secretario de Gobierno por un partido distinto al que esté en Presidencia, aportaciones voluntarias de los integrantes para solventar gastos, y la creación de la Comisión de la Verdad, entre otras cosas.

Además, buscaría acabar con la corrupción, garantizar la seguridad de las familias, generar crecimiento económico y acabar con la pobreza!

Dentro de los análisis políticos, se especula que en primera instancia el PAN encabezaría la candidatura a la presidencia de la Republica, el PRD tendría la oportunidad de conservar bajo su dominio a la Ciudad de México (actualmente administrada por Miguel Ángel Mancera), y el MC buscaría su primera gubernatura en Jalisco. El resto de las rebanadas del pastel a repartir es todo un misterio.

 

Pero ¿qué hay en Sonora?

En la historia política reciente, estos tres partidos son absolutamente antagónicos, aunque en el discurso de aquí en adelante quieran decir lo contrario.

 

Mire usted:

Conocida es la historia de María Dolores del Rio Sánchez, actual presidenta de MC en Sonora, pero de ideología panista, y quien renunció a esa militancia en un choque de ideas con Damián Zepeda Vidales, actual secretario general del comité nacional del PAN.

Miguel Ángel Armenta Ramírez, presidente del PRD, conformó el grupo que en el 2015 se opuso fervientemente a una alianza con el PAN a favor de Javier Gándara Magaña, encabezada por Guadalupe Curiel, actualmente expulsado del PRD a causa justamente de eso.

David Secundino Galván Cazares, presidente del PAN, fue una de las voces que en ese mismo 2015 no aceptó coincidir con la alianza mencionada en el párrafo anterior, y además una de las más recalcitrantes acusadoras contra María Dolores del Rio por abandonar las filas panistas, para encabezar las del partido naranja.

Hoy, los tres, tendrán que reconvenir sus diferencias, y venderle al electorado una coincidencia de ideología e intereses, que no existirían de no haberse conformado este Frente Amplio Democrático.

Además, durante dos años, no se había visto a los diputados Luis Serrato Castell (PAN), Juan José Lam Angulo (PRD) y Carlos Alberto León García coincidir en propuesta legislativa alguna. El mismo día de la conformación del frente mencionado, estrecharon manos, posaron para las cámaras fotográficas, y presumieron una fuerza política que aún está por verse.

En Sonora, el gran ganador de este frente es el PRD, único de los tres entes políticos que no tenía posibilidades de ganar algo en el 2018, salvo su registro como partido. Hoy Miguel Ángel Armenta se placeará en el estado como el partido del futuro, aunque deberá moderar su discurso en temas que, por su ideología conservadora, no le convienen al PAN, como el de los matrimonios igualitarios, que el diputado perredista Juan José Lam desempolvó para tomarlo como bandera política, y que Armenta Ramírez usa como campaña contra el gobierno municipal de Manuel Ignacio Acosta Gutiérrez.

El gran perdedor es el MC, quien tuvo la oportunidad de enfrentar unas elecciones intermedias en Sonora por si solo, y de convertir a ese estado, junto a Jalisco, en un prometedor bunker partidista, con una oferta honesta y transparente al electorado sonorense. Ahora, María Dolores del Rio y Carlos León deberán recomponer el camino, y empatarlo con lo que al PAN y al PRD le convengan.

Y el PAN, estático en su condición política actual, dividido en comités municipales que dicen tener el poder de decisión, y en ayuntamientos que se deslindan del marcaje del comité estatal, simplemente le apuesta a lo que sea, sin nada que perder, bajo la consigna de que lo se obtenga es ganancia elemental.

La recomendación es estar pendientes de tres detalles: el discurso de los tres dirigentes estatales, la opinión de sus más conocidos liderazgos, y la reacción de sus militantes. Pendientes.

 

Gilberto Armenta

Gracias por la lectura, puede seguirme en @mensajero34 y

facebook.com/gilberto.armenta.16

Leave a Reply

Your email address will not be published.